Saltar al contenido

¿Cómo funciona mSpy? Tutorial completo

La obsesión por encontrar un tipo de software funcional que nos ayude a espiar un teléfono móvil ha llegado a convertirse en una auténtica tendencia entre los internautas. Para poder satisfacer esta demanda incipiente, son muchos los programas que se ponen al alcance de los usuarios aunque, lamentablemente, muchos de ellos son tan sólo un fake para extraer sus datos personales.

Entre tanto caos y desinformación, lleva mSpy, una de las herramientas más populares y funcionales para espiar la información que recopila un teléfono móvil. Si hacemos las cosas bien, nos permitirá recopilarla sin posibilidad de que nos detecten.

En este artículo vamos a analizar la aplicación con todo lujo de detalles, conociendo algunos datos básicos sobre sus características, modo de funcionamiento y preguntas-respuestas más habituales.

Todo lo que debes de saber sobre mSpy

¿Exactamente para que sirve mSpy?

mSpy es una aplicación que servirá para espiar todo tipo de teléfonos móviles, con independencia de sus sistema operativo (y es que funciona tanto con sistemas Android, como con Iphone, Windows Phone, BlackBerry, etc). Se puede instalar de forma sencilla desde el propio sistema, sin necesidad de estar conectando ningún dispositivo adicional.

Su principal particularidad es que se considera indetectable; es decir, que la víctima no se dará cuenta de que sus datos están siendo registrados. Una vez que se ha procedido con la instalación, todos los datos serán transferidos a un panel online al que tan sólo tendrá acceso el titular del mismo. De forma cómoda podemos conocer toda la actividad que ha tenido el terminal en las redes sociales, los lugares en los que ha estado (información que recopilará gracias al GPS), el historial de navegación, así como, otros datos de importancia.

No habrá ningún tipo de limitación a la hora de acceder a estos datos y es que el panel de control estará disponible las 24 horas del día, durante todos los días del año.

¿El único problema? Su instalación.

Y es que, a diferencia de otros programas relacionados, no podremos proceder con la misma de manera remota, sino que se tendrá que llevar a cabo con el teléfono, Tablet o cualquier otro dispositivo compatible de manera física. No es que lleve mucho tiempo hacerlo, pero sí que necesitaremos de al menos un par de minutos.

¿Qué podemos hacer con mSpy?

Registro de llamadas

Nos dará acceso al registro de llamadas del teléfono de la víctima, tanto a las que se han hecho, como a las que se han recibido. Lo mejor de todo es que no sólo nos dará el número de teléfono en sí (dato que seguramente no nos serviría de nada), sino que, a través de la información que se extrae de la agenda del teléfono, podemos saber exactamente quién es la persona a la que se llama o de quién se reciben las llamadas.

Registro de mensajes de texto

De la misma manera que podemos recibir el registro de las llamadas, también podemos recibir el registro de los mensajes de texto, conociendo datos tan importantes como quién es el emisor y el receptor de los mismos, la hora y la fecha en la que se han recibido y por supuesto, el contenido de los mismos.

Toda esta información nos llegará en tiempo real.

Registro de e-mails

Tendremos acceso a la aplicación para recibir e-mails que tiene instalada el terminal, pudiendo conocer con quién se intercambia mensajes nuestra víctima, el texto de los mismos, la fecha y la hora, si tiene algún tipo de archivo adjunto, o cualquier otro dato de importancia.

Registro del sonido

Todos los teléfonos móviles disponen de un altavoz que es precisamente el elemento que se utiliza cuando se hace una llamada. Desde mSpy tendremos la opción de activarlo en cualquier momento para escuchar todo lo que se produce en el entorno de la persona a la que se está espiando, tanto como si está en medio de una llamada como si no.

El audio que se recibirá será siempre de la más alta calidad (aunque esto dependerá de la calidad de Internet de la persona que emite el sonido, como de la que la está recibiendo). En cualquier caso, siempre y cuando las condiciones sean buenas, se podrá apreciar hasta el más débil susurro que se produzca al otro lado.

Registro de la posición del teléfono

Si se quiere controlar la ubicación del teléfono, también lo podremos hacer gracias a la tecnología GPS. Esta tecnología se considera muy precisa, teniendo un margen de error de tan sólo 20 metros.

La idea no es sólo saber en dónde se encuentra el terminal en un momento determinado, sino de hacer un completo seguimiento de todos los lugares en los que ha estado a lo largo del día.

Esto puede ser muy útil para, por ejemplo, una empresa de camiones que quiera comprobar si las rutas que se hacen siguen el camino estipulado.

Registro de la información de las redes sociales

Es capaz de registrar la información que se comparte en las principales redes sociales, como puede ser Android, Skype, Telegram o Viber. Sin embargo, en este punto aparecen algunas limitaciones que es importante que se tengan claras: por ejemplo, tan sólo capturará la información de Facebook en el caso de que la app se haya instalado en un terminal que esté rooteado de la misma manera que, la información de Viber tan sólo será accesible en dispositivos que funcionen con S.O IOS (por lo menos, por el momento).

Registro del historial de navegación

Cuando queremos conocer la actividad de cualquier persona, el primer lugar por el que deberíamos de empezar tendría que ser el historial de navegación. Con mSpy también tendremos acceso a este recurso. Una buena manera de controlar si se están visitando páginas que no se deberían ver.

Registro de contenidos multimedia

Además de todo lo anterior, también nos permite acceder a contenidos que hayan almacenados en la memoria del terminal (tanto a nivel interno, como a nivel externo), como puede ser fotografías, vídeos, documentos de texto, contactos, etc.

¿Cómo funciona mSpy?

Instalación y configuración en el teléfono móvil de la víctima

mSpy no está disponible desde el Google Play porque vulnera sus normas, pero no te será complicado encontrarlo en otras páginas que circulan por Google.

Esta app debe de ser instalada en el terminal de la víctima, por lo que nos las tendremos que ingeniar para hacerlos con el teléfono el tiempo suficiente.

Si nunca ha instalado una app independientemente del Google Play, Android nos bloqueará esta instalación por motivos de seguridad, aunque el bloqueo es muy sencillo de eliminar.

Lo único que habrá que hacer es acceder a Ajustes->Seguridad y marcar la opción de “Permitir ejecutar aplicaciones de orígenes desconocidos”. Una vez que lo hayamos hecho, descargamos el apk y pulsamos sobre el mismo. La instalación se completará en tan sólo unos segundos.

Abrimos la aplicación y nos aparecerá un mensaje emergente que algunas opciones que se pueden marcar; nosotros te recomendamos marcarlas todas. Básicamente lo que estaremos haciendo al marcarlas es autorizar que el teléfono nos pueda mandar la información referente a las llamadas, a los mensajes, redes sociales, posición de GPS, etc. Si no marcamos alguna, lo terminaremos lamentando.

Una vez que hayamos terminado con este punto, el sistema nos pedirá que aceptemos los términos y condiciones (muy importante leerlos, más que nada para no meternos en un lío luego). La app tan sólo se podrá activar con un código de licencia que habrá que tener de antemano; en otras palabras, es una aplicación de pago y como funciona a través de un panel que te proporciona la propia compañía, no hay manera de poder tenerla gratuita y funcional.

La instalación concluirá, pero en ningún momento podemos ver el icono de instalación; este habrá quedado oculto desde el primer momento para evitar que la víctima pueda darse cuenta de que está siendo controlada.

Hasta aquí la instalación y configuración en el teléfono móvil.

Uso en el ordenador

Si hemos hecho todo correctamente, ahora lo único que tenemos que hacer es acceder a la plataforma de mSpy para nuestro PC. Esta plataforma es muy completa, además de disponer un interfaz muy intuitivo para que podamos encontrar de forma sencilla todas las funciones pertinentes.

En la zona de la izquierda nos encontramos con las siguientes opciones:

Keylogger: Función que registra las pulsaciones de teclado que haga el usuario, ideal para conocer las contraseñas de sus redes sociales, de cuentas del banco, etc.

Application Activity: Esta opción nos da un completo listado sobre las aplicaciones que se han ejecutado. Nos indicará el usuario que las ha ejecutado, la fecha y la hora en la que ha usado, así como el tiempo total de uso.

User Activity: Opción referida al historial del usuario, muy similar a la opción anterior, pero aplicada al registro de cada navegador. Podemos saber la página en la que ha estado, cuando ha entrado y el tiempo que ha permanecido en ella.

Screenshots: La aplicación irá haciendo pantallazos cada cierto tiempo. Estos pantallazos tienen formato de imagen, siendo visibles en cualquier ordenador. También podemos programar con qué frecuencia se llevan a cabo.

Installed Apps: Esta función ha sido incorporada hace no demasiado tiempo, ofreciéndonos un completo listado de todas las aplicaciones que están instaladas en el dispositivo, la fecha en la que se instalaron, así como el uso que se le da.

Webmail: Gestión de los mensajes que se reciben o envían a través del gestor de correo electrónico que se tenga instalado.

Gestión de dispositivos: Abarca varias funciones como la de activar el micrófono para controlar lo que se escucha en el entorno de la víctima, la cámara, etc.

Preguntas y respuestas más habituales sobre mSpy

Si te ha quedado alguna duda sobre el uso de esta herramienta, te recomendamos que sigas leyendo para descubrir las respuestas a las preguntas que los usuarios se suelen hacer sobre ella:

¿Cuánto vale mSpy?

mSpy no tiene un coste único, sino que se pagará en función del tiempo que se vaya a usar. Por ejemplo, podemos contratar una licencia que tenga una duración de 1 mes, de 3 meses, de 6 meses, durante 1 año.

El usuario elegirá el plan que más se adapte a sus necesidades a través de la página oficial.

¿Cómo se paga mSpy?

Una vez que hayamos elegido el plan, podemos pagar a través de diferentes maneras: con tarjeta de crédito, de débito, incluso hasta tendremos la opción de proceder con el pago mediante PayPal.

El hecho de pagar con estos métodos es una ventaja; si el programa no funcionase como cabría esperar, podremos optar por la devolución con carácter inmediato.

¿Cómo consigo la licencia para hacer funcionar el programa?

En realidad, el programa lo podemos bajar e instalar sin licencia, pero llegaremos a un punto en el que se nos pedirá este dato, y si no se lo damos no podremos seguir. Una vez que hayamos hecho el pago, si no hay ningún problema, la licencia debería de obtenerse en un tiempo de unos 5 minutos más o menos.

Si no fuera así, deberías de ponerte en contacto con los administradores de la página para que te den una solución.

¿Se puede instalar de manera remota?

No, hace falta tener el teléfono delante para hacer la instalación.

¿Se puede detectar de alguna manera?

No, una vez que esté instalado el icono desaparece, por lo que nadie se dará cuenta de que está instalado.

¿Tiene alguna limitación geográfica?

No, mSpy funcionará en cualquier país; eso sí, hará falta que el dispositivo en cuestión tenga conexión a Internet.

¿Funciona en todos los dispositivos?

Es compatible con todos los dispositivos de S.O de Android, y en 9 de cada 10 de S.O IOS y BlackBerry.

Ahora ya conoces la que probablemente sea la mejor aplicación para espiar un teléfono móvil.