Saltar al contenido

Métodos eficaces para espiar el Whatsapp de cualquier persona

Espiar WhatsApp se ha convertido en una de las búsquedas más habituales que los usuarios suelen hacer en Google. Tal es esta tendencia que son muchas las aplicaciones fraudulentas las que se lanzan al mercado asegurando al usuario que va a hackear o espiar el WhatsApp de otra persona, pero lo único que está haciendo es comprometer sus propios datos personales.

Es por esta razón, por la que muchas personas se preguntan si realmente se puede espiar En WhatsApp, si existe un método que nos lo permita.

Para poder ayudarte con ello, hemos preparado esta extensa guía que te ayudará a conocer todo lo relacionado sobre cómo espiar WhatsApp.

Técnicas para saber cómo espiar WhatsApp

Antes de empezar con este artículo es crucial decir que todas estas técnicas son citadas con fines didácticos, en ningún momento se deben de probar sobre el terminal de otra persona. En cualquier caso, el autor de este artículo no se responsabiliza del uso que se les pueda llegar a dar.

Servicios que no funcionan

Si echas un vistazo al mercado de aplicaciones, te darás cuenta de que hay muchas apps que tienen el objetivo de hackear WhatsApp. De hecho, incluso hasta las podemos encontrar en el Google Play (En Android) o bien en el App Store (en IOS); aunque no duran demasiado tiempo, ya que no tardan en ser detectadas y eliminadas.

Ten mucho cuidado cuando te pidan tu número de teléfono para activar una de estas aplicaciones.

También hay algunas que son simplemente malware (un tipo de archivo malicioso) que se instalará en tu dispositivo con el objetivo de añadir publicidad.

En el caso de tengas alguna duda sobre si una app funciona para hackear o no el WhatsApp, lo mejor que puedes hacer es no instalarla.

¿Cómo espiar WhatsApp utilizando WhatsApp Web?

Se considera uno de los pocos métodos funcionales a día de hoy, pero tiene el problema de que necesitamos tener acceso al móvil de la víctima, y ésto podría costar más de lo que parece.

Antes de analizar este método, es importante saber que es exactamente WhatsApp Web; estamos hablando de una herramienta que nos permite utilizar el WhatsApp en el ordenador. A diferencia de otras aplicaciones como Telegram, no es una herramienta independiente, sino que será una especie de espejo con el teléfono. De tal manera que si en ese momento no está el teléfono en la misma red WiFi que la que se encuentra el ordenador, no funcionará.

El proceso es simple: lo único que habrá que hacer es entrar a la web de https://web.whatsapp.com/ y veremos un código QR que habrá que escanear con el teléfono. Desde el teléfono iniciamos la app de WhatsApp, pulsamos en ajustes->WhatsApp Web y enfocamos con la cámara al código del ordenador.

La sincronización se llevará a cabo de manera inmediata. Será entonces cuando podremos controlar sin ningún tipo de problema WhatsApp desde el PC.

El proceso para espiar WhatsApp queda bastante claro ¿no? La idea es que nos consigamos hacer con el terminal de la víctima y poder tenerlo el tiempo suficiente como para poder sincronizarlo con nuestro PC.

Puntos en contra de este método

Tiempo: Hace falta que la víctima nos deje el móvil durante un tiempo. Obviamente no lo podremos hacer con ella en la habitación, ya que también nos hace falta usar la pantalla del PC. Habrá que aprovechar cuando vaya al baño o cualquier otro tipo de situación relacionada, siendo lo más rápidos que podamos.

Sesiones: El gran problema de este método lo encontraremos si la víctima sabe cómo usar el WhatsApp web. Y es que, si vuelve a intentar conectarse descubrirá que hay una sesión abierta que se identificará con el nombre de nuestro ordenador. Es decir, que se puede pillar fácilmente.

Tiempo para espiar: Además, no podremos espiar tranquilamente a un amigo/a que venga a vernos a casa, ya que en cuanto se vaya la conexión dejará de funcionar.

Está más bien recomendado para espiar a la pareja.

Técnica para espiar WhatsApp utilizando la tarjeta Sim

A diferencia de otros sistemas de mensajería, WhatsApp utiliza el número de teléfono que viene dado por la tarjeta SIM para funcionar (de hecho, si no validamos la aplicación a través de un mensaje, no la podremos usar). Existe un bug de transmisión de mensajes mediante el cual se puede acceder a los diferentes mensajes que pueda recibir la aplicación mientras esta se encuentra en modo avión.

De esta manera, si han conseguido un duplicado de nuestra tarjeta, otra persona podría estar recibiendo nuestros mensajes, incluso hasta podría llegar a suplantar nuestra identidad.

De aquí se desprende la importancia de mantener ocultos en todo momento nuestro número PIN y, en especial, nuestro número PUK (que, cómo ya sabes, no se puede cambiar, sino que es único para cada tarjeta).

El principal problema de este tipo de vulnerabilidad es que se considera muy complicada de explotar: habrá que tener un nivel de conocimientos bastante elevado, algo que no tienen la gran mayoría de los usuarios. Además, no se nos garantiza que vaya a funcionar siempre: de hecho, en cada versión se soluciona de cierta manera, aunque no de forma definitiva.

Técnica para espiar WhatsApp teniendo acceso al teléfono

Si tenemos delante el teléfono de la víctima, lo más lógico sería desbloquearlo, entrar en la app de WhatsApp y simplemente echar un vistazo a la conversión que nos interese. Si se nos ocurre guardar la conversación y enviarla, tendremos el problema de que llegará encriptada, y aquí se acabará nuestra aventura.

Existe una opción mucho más interesante y es la de pedir el mensaje de confirmación para poder robar la cuenta.

El proceso es sencillo:

1) Instalamos el WhatsApp en un dispositivo que no sea el de la víctima. En el momento en el que haya que introducir el número de confirmación, ponemos el del terminal de la víctima.

2) Esto hará que a la otra persona le llegue el número en forma de SMS. Simplemente lo copiamos en el dispositivo en cuestión y borramos este mensaje para evitar que nos puedan pillar.

3) Cuando hayamos terminado de teclear el código, seremos el dueño de esa cuenta de WhatsApp durante un determinado periodo de tiempo (el tiempo justo para que podamos descargar todos estos mensajes).

Finalmente podemos activar de nuevo el WhatsApp en el móvil de la víctima y será como si no hubiera pasado nada.
Esta técnica entraña el mismo problema que nos encontramos con la gran mayoría de las técnicas: el tiempo. Y es que nos hará falta bastante tiempo para hacer la verificación en cuestión, para teclear el código del SMS y para el posterior borrado. Si en cualquier momento del proceso nos sorprenden, ya te aseguramos que no vas a tener pocos problemas precisamente.

Técnica para robar conversaciones de WhatsApp a través de la red WiFi

Hace algún tiempo se podían conseguir las conversaciones de WhatsApp y leerlas en el ordenador. El problema de este método es que venían encriptadas, aunque tan sólo hacía falta utilizar un programa para que se encargarse por completo de desencriptarlas. Ahora las cosas han cambiado: el sistema de encriptación es tan elevado que las aplicaciones ya han dejado de funcionar.

Las últimas investigaciones han hecho grandes avances en este tema y, aunque se ha llegado a la conclusión de que el sistema de encriptación de la app no es a prueba de balas, lo cierto es que todavía no existe ningún método que nos pueda ayudar a descifrarlas, aunque es cuestión de esperar. Es posible que no tarde en aparecer un bug que facilite el proceso al máximo.

Técnica para espiar WhatsApp en Apple

En los dispositivos que cuentan con sistema operativo Android tenemos una técnica muy interesante que nos puede ayudar a espiar WhatsApp con una fiabilidad bastante elevada. Lo que vamos a hacer es atacar directamente a un backup (es decir, a una copia de seguridad).

A través de la herramienta Apple iTunes podemos hacer esta copia de seguridad en donde también aparecerán los datos de WhatsApp. De esta manera, podemos abrir la copia, buscar la carpeta en cuestión y analizarla de forma detenida. Tenemos que buscar un archivo “SQLite” que, en principio, se puede abrir con casi cualquier visor sin ningún tipo de problema.

Es importante considerar que en el caso de que no exista un mensaje en cuestión (si se ha borrado), en la base de datos no va a aparecer. También hay que evaluar que WhatsApp cambia de forma continua el lugar en el que se almacena el fichero de la BD; de esta manera, analizaremos la versión en cuestión para saber dónde hay que buscar.

Si estás buscando un SMS que ha sido borrado no debes desesperarte, también hay una manera de poder recuperarlos. Podemos usar “Recover Messages” y probar suerte con esta función. No te garantiza el éxito al 100%, pero lo cierto es que, siempre y cuando no haya pasado mucho tiempo desde que se borró, podemos obtenerlos casi todos.

Técnica para espiar WhatsApp a través de la BD en Android

¿Podemos espiar WhatsApp en Android aplicando el mismo método anterior? Si, en principio podemos conseguir la base de datos directamente desde la tarjeta de memoria. En un primer momento nos hacía falta tener tan solo la BD (que tenía por nombre exacto msgstore.db.crypt. Ahora las cosas han cambiado y necesitaremos contar con la última versión de crypt7 y/o crypt8; para poder interactuar con esta herramienta se necesitará que el terminal esté rooteado.

Técnica para espiar WhatsApp instalando un troyano en el teléfono de la víctima

En el caso de que mantengas contacto con la víctima, o que bien tengas acceso al teléfono de la misma, tenemos el recurso de instalar un troyano. Un troyano no es más que un archivo que se ejecuta en el dispositivo y que nos abre la puerta, para que tengamos acceso a las conversaciones en cuestión. Es mucho más fácil instalar un troyano en Android que en IOS, pero en ambos casos se puede hacer.

Muchos hackers lanzan de forma aleatoria troyanos para hacerse con los datos y conversaciones privadas de los usuarios; lo peor de todo es que luego pueden vender muy bien esta información a lo largo de la Deep Web.

No te vamos a decir cómo funcionan estos troyanos porque, además de ser ilegales, cada uno tiene un funcionamiento diferente. Sólo te vamos a advertir de que si tienes intención de instalarlo en el dispositivo de la víctima, ten mucho cuidado de no instarlo en tu propio teléfono por un descuido. Quizá tú no consigas nada, pero es posible que alguien esté llevándose tus datos durante el proceso.

¿Técnicas para espiar WhatsApp robando una cuenta de forma remota?

De la misma manera que con el método anterior, éste funcionaba hace algunos años. La idea era aprovecharse de algunas de las vulnerabilidades que todavía no se habían corregido.

Tienes que recordar que detrás del equipo de desarrollo de esta app encontramos a un grupo de profesionales muy capaces que identifican estos fallos y los corrige de un momento a otro. Por el momento no hay ningún método que nos permita robar una cuenta de manera remota.

¿Cómo podemos proteger nuestro terminal ante estos métodos?

La forma más lógica es utilizar el sentido común: en el caso de que tengas delante de ti un archivo que parece no fiable (una foto que no se abre, un vídeo que no hace nada, un archivo con una extensión desconocida), no lo aceptes o bórralo de inmediato.

Nunca dejes el teléfono a nadie, ni tan siquiera a ese amigo o familiar en el que confías y es que nunca se sabe cuándo te pueden instalar nada, aunque tan solo sea por puro morbo de cotillear tus conversaciones.

Ahora ya conoces las principales maneras para saber cómo espiar WhatsApp y también cómo protegernos ante ellas.